jueves, 13 de junio de 2013

Barcelona II: Con Milola.

Un viaje de pocas horas no da para mucho y sólo dos cosas sabía seguras que haría en mi viaje express a Barcelona: asistir al evento al que me habían invitado y recibir un pedido de Milola. Ya hace un par de años que conozco su trabajo, su buen hacer y su dedicación en el mundo sin gluten. Sabía cómo trabajan y sus inquietudes, cómo eligen su materia prima e incluso algunos trucos que han tenido a bien compartir conmigo algunas veces, pero me faltaba algo: probar el resultado.




Yolanda estuvo puntual en la puerta y trajo nuestras delicias: focaccia (me rindo a vuestro pies), brownie, cupcakes de zanahoria y red velvet, biscotes, galletas, madalenas ... pero no sólo eso, se había cogido el día libre dispuesta a  llevanos y traernos donde hiciera falta y a quien se apuntara a la excursión. 

Desde el coche y practicamente sin bajarnos de él, pasamos por algunas de las zonas más conocidas de Barcelona. Nuestra excursión me recordó un poco a la de ese anuncio en que los turistas bajan del autobús, hacen la foto y vuelven a subir porque ¡¡fue así!! No daba para más, pero Lourdes pudo ver la Sagrada Familia, al menos por fuera porque las colas para entrar son impresionantes y yo pude ver ...



... el mar. Ese mar que los madrileños no tenemos y que decimos que no nos hace falta, pero que yo cada vez añoro más. Desde septiembre que no lo había vuelto a ver ... ¡ay!. 

Y allí comimos, eligiendo platos que fueran aptos para mí (¡gracias chicas!): mejillones, pulpo, pimientos y ensalada y viendo a la gente en la playa, hablando sin parar, contándonos la vida entera en un rato.



Porque internet es grande. Es la vida misma y te regala personas que de verdad merecen la pena. Personas que son como las habías imaginado. No, son mejores. Porque te han dado todo en el rato que has estado con ellas, porque parece que siempre habéis estado juntas, que no ha habido entre vosotras una pantalla de ordenador sin más. 




Gracias Yolanda, por regalarme mi trocito de mar, por llevarnos, por traernos, por estar con nosotras. Gracias Manoli, Yolanda, Milola por endulzarme la vida. 

Si supieráis cuanto necesitaba un momento así ... 

15 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Pues anda que a mí ... ¡¡menudo día llevo!

      Eliminar
  2. ¡Yo también necesito un momento así!
    Yo quiero, yo quiero !!!

    Yolanda

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Te pilla muy lejos Yolanda? De verdad que te recomiendo que vaya si puedes. ¡¡Te va a encantar!!

      Eliminar
  3. Ay, madre, y yo me lo perdí!!!! Maldito y bendito trabajo!!! Nuria, tenemos que planear un encuentro, realmente. Y con Milola abierto y con su surtido completo, que esta vez nos has pillado de obras con la nueva cocina. Me he quedado con las ganasd de conoceros, y más después de ver lo bien que lo pasó Yolanda! Besazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy segura de que así será Manoli. Y no son sólo palabras. Hay que organizar una quedada Jerez-Madrid-Barcelona!!

      Eliminar
  4. Has visto el pequeño suplemento que ha salido hoy en El Periódico?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡Nooo! ¿De qué va? ¿Se puede ver online?

      Eliminar
  5. Pues eso, la vida te da momentos a veces de los que necesitas. Me alegro mucho, mucho de ese encuentro y no me cabía la menor duda de que todo iría tal cual fue.
    Y sí, internet es grande y a veces te ofrece historias a la altura.
    Un beso enorme para todas.

    ResponderEliminar
  6. Que cara de felicidad y relajada tienes . Me alegro mucho. Por cierto, me has emocionado

    ResponderEliminar
  7. Que bonito ...un corto gran día!!

    ResponderEliminar
  8. Sin duda un día muy bien aprovechado y en buena compañía. Me alegro mucho Nuria.
    Sonia

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...